www.arturosoria.com / happyanimal /

  La obesidad en perros y gatos

por Mercedes Valdés Massó
publicado el 12 Mayo 2004

El consumo excesivo de calorías que determina un aumento de la grasa corporal, es el problema nutricional más frecuente, según las encuestas realizadas, al menos una cuarta parte de los perros y gatos que llegan a nuestra consulta veterinaria tienen sobrepeso u obesidad manifiesta.

Principalmente hay que establecer si el animal tiene una condición corporal óptima, sobrepeso y obesidad, porque la obesidad puede producir efectos adversos sobre la salud de nuestra mascota.

El exceso de peso es un factor que acrecienta enfermedades especificas ortopédicas, endocrinas, cardiovasculares, neopasicas, en perros y gatos; y también complica los procedimientos terapéuticos y diagnósticos al reducir la tolerancia o la flexibilidad de las mascotas al estrés metabólico.

Los factores genéticos (raza), castración, reducción de la actividad física, edad, consumo de alimentos con alto contenido calórico, predispone a la obesidad.

Los programas de reducción de peso, están integrados por tres planes: alimentación, ejercicio y reevaluación.

Alimentación. Es poco probable que la reducción del volumen de alimentos ofrecido reduzca el peso del animal sin crear deficiencias de proteínas, vitaminas, minerales y energía en las mascotas que verdaderamente necesitan bajar de peso. Es por eso que existen alimentos hipocalóricos destinados para los propietarios deben medir la cantidad exacta de alimento que ofrecen a su mascota con objeto de reducir su peso o mantener el peso corporal bajo, algunos tipos de premios pueden utilizarse en programas de reducción de peso, pero su contenido de calorías debe incluirse en la prescripción de calorías diarias totales.

El ejercicio preescrito para la reducción de peso, consiste en caminatas o aumento de la actividad que el animal puede realizar con comodidad. La magnitud de ejercicio prevista es de 20 a 60 minutos de caminata enérgica por día.

La reevaluación para determinar la cantidad y la velocidad de la perdida de peso debe realizarse cada dos semanas al principio, cada 4 - 6 semanas cuando la perdida de peso es sostenida, y cada 1 - 2 semanas tras cambiar el alimento o incrementar la cantidad para mantener la reducción de peso corporal. La monitorización de la perdida de peso es de vital importancia en cualquier plan de perdida de peso.

La mayoría de las mascotas requieren de 8 a 12 meses para adquirir un peso corporal adecuado.

Riesgos de la obesidad para la salud.

  • Trastornos ortopédicos, traumáticos y degenerativos.
  • Enfermedades cardiovasculares que se manifiesta con una insuficiencia cardiaca congestiva (perros).
  • Incremento de tensión arterial.
  • Predisposición a una diabetes.
  • Mayor riesgo a desarrollar carcinoma de células transicionales de la vejiga. (en perros).
  • Eleva el riesgo de complicación en la anestesia.
  • Reducción a la tolerancia de calor y vitalidad.
  • Predisposición a una lipidosis hepática en gatos.
  • Disnea (alteración en la respiración), problemas dermatológicos, reducción de la función inmunológica.

Aspectos genéticos

Algunas razas están predispuestas a la obesidad:

  • Labrador retriever
  • Terriers cairn
  • Cocker spaniel
  • Dachshund pelilargos
  • Pastores de shetland
  • Basset hound
  • Spaniel cavalier
  • Beagles

Con respecto a los gatos, los mestizos tienen mayor probabilidad de tender a la obesidad que los de pura raza

Esterilización

La esterilización eleva el riesgo de obesidad en perros y gatos. Los gatos castrados tienen mayor probabilidad a desarrollar sobrepeso que los intactos de cualquier sexo.

Las perras castradas tienen el doble de probabilidad de sobrepeso que las no esterilizadas, al igual que los machos castrados.

Esta predisposición a la obesidad tras la esterilización se debe a varias razones:

  • Reducción de Índice Metabólico en Reposo. Los gatos castrados tienen unos índices metabólicos en reposo 20% a 25% inferiores a gatos intactos de la misma edad, esto indica que los gatos castrados requieren solo el 75% - 80% del alimentos que necesitan los intactos para mantener el peso corporal óptimo. Estas mediciones confirman la reducción de índice metabólico, debido a la perdida de estrógenos y andrógenos.

  • Además se produce una disminución de la actividad física derivada de la reducción del vagabundeo y la actividad sexual.

  • Se ha visto que los estrógenos suprimen el apetito en numerosas especies animales, por tanto la supresión de estrógenos y andrógenos mediante la castración puede elevar el consumo de alimentos, cuando el requerimiento energético disminuye debido a la reducción de índice metabólico y de la actividad física.

Edad

Muy pocos animales menores de 2 años se clasifican en la categoría de obesos. Después de esta edad la prevalencia aumenta y alcanza sus valores máximos alrededor de los 6 a 8 años. Esto es debido a que el envejecimiento reduce el requerimiento energético como consecuencia de la perdida simultanea de tejido Magro corporal, y se producirá obesidad si la ingesta de caloría no disminuye como corresponde.

A partir de los 12 años el sobrepeso presenta una meseta continuada de una disminución, los perros y gatos adelgazan e inclusos llegan a estar por debajo de su condición optima.

Alimento

Lo principal para reducir el peso corporal de nuestra mascota es reducir la densidad calórica del alimento. Se reduce la densidad calórica disminuyendo el contenido en grasas y aumentando el contenido en fibra aire o humedad. Un alimento indicado para perder peso debe tener solo bajo contenido en energía pero no en el resto de nutrientes (proteínas, vitaminas y ácidos grasos esenciales).

Si utilizamos un pienso de mantenimiento, en cantidades reducidas para que nuestro animal pierda peso, lo único que conseguiremos es que se produzca una deficiencia de energía y de otros nutrientes en el animal. En cambio los alimentos hipocalóricos tienen un contenido incrementado proporcional de proteínas, vitaminas y minerales para minimizar deficiencias de otros nutrientes con el consumo de menos calorías totales. Por lo tanto los Alimentos Hipocalóricos únicamente tienen un contenido bajo en energía pero no en los demás nutrientes.

A parte de reducir el contenido en grasa para disminuir el contenido calórico, aumentar el aporte de fibra, con esto aumentamos el volumen del alimento y maximizamos el efecto de llenado gastro-intestinal para producir saciedad. La fibra en la dieta contribuye a la perdida de peso porque diluye las calorías, aumenta la saciedad y limita el consumo de alimento, al aumentar el volumen presente en el tracto gastro-intestinal. La fibra dietética, eleva el volumen de heces y la frecuencia de las deposiciones. Otro efecto adverso es la flatulencia excesiva.

Un programa satisfactorio para la reducción de peso, es un proceso en múltiples pasos que requiere el compromiso del propietario de la mascota, un plan de alimentación, un plan de ejercicios, comunicación del propietario con el veterinario y control del paciente.

Por ultimo no olvidar que es mejor prevenir que curar.

Leer también
Consejos para nuestro perro o gato por la Dra. Marta del Yerro Mendizábal

Mercedes Valdés Massó es Licenciada en Veterinaria por la Universidad de Extremadura

Conozca Happy-Animal y tenga la tranquilidad de saber
que sus animales reciben los mejores cuidados.



Happy-Animal   |   Tampico, 34  |  Tfno: 91 393 20 10


Copyright 2000 - 2014 © Rent & Buy S.A.