www.arturosoria.com / senderos /

  El Camino de Santiago

por Jacobo González
publicado el 25 Septiembre 2000

Muchos vemos el camino de Santiago como una ruta turística, donde vas a pasarte un tiempo andando y vas a visitar imnumerables monumentos religiosos del norte de la Península Ibérica, así lo creía yo y así empecé el Camino de Santiago.

Acabamos un grupo de amigos de terminar los terribles exámenes en la facultad y necesitábamos un "break", así que decidimos lanzarnos a la carretera, sin prepararnos físicamente ni moralmente, solo sabíamos que tendríamos que andar, pero lo que no sabíamos era donde íbamos a terminar cada día, creíamos que era un camino de rosas. ¡¡¡¡Hay, que equivocados estábamos!!!!.

El primer día salimos de León a las 4 de la tarde y el refugio al que nos dirigíamos estaba a 35 Km.. Pensareís que eso es poca distancia, pero cuando no has entrenado y además te esta cayendo encima una lluvia torrencial típica del norte de España, el "camino de rosas" se convierte en un camino de cardos... Pero al final llegamos al refugio, congelados, destrozados y moralmente hundidos ya que no era ni mucho menos lo que esperábamos.

Así empezamos a andar el camino, cansancio, sufrimiento, pero poco a poco nos dimos cuenta de que eso era lo que buscaban los peregrinos de la Edad Media, purgar sus pecados mediante el sufrimiento físico.

Pero también hay que decir que no todo fue malo, ni mucho menos, solo una porción muy pequeña del viaje. Entre lo que mereció la pena puedo mencionar a la gente, la hospitalidad, la sencillez y la alegría con la que caminaban nuestros compañeros, lo mejor de todo, era que después de una jornada andando cuando llegabas al Albergue, encontrabas una conversación agradable, capaz de enseñarte cosas de la vida... No como esas conversaciones superfluas que tienen lugar en nuestro entorno diario.

Como veréis esta es una vivencia personal, que puede variar mucho de unos a otros, pero que aquel que tenga ganas de ver la vida desde otro punto de vista debería no perdérsela, además no es necesario ser un una persona muy religiosa, ya que la peregrinación es la consecución de un fin que no necesariamente debe ser religioso. Si quereís algún consejo sobre el camino de Santiago me teneís a vuestra disposición en mi dirección de correo electrónico.

Ver también
Senderismo en la Comunidad de Madrid

Jacobo González es Licenciado en Derecho y Diplomado en Ciencias Empresariales. Si bien su principal afición es el senderísmo, gozando de un amplio conocimiento sobre las principales sendas españolas.


Copyright 2000 - 2014 © Rent & Buy S.A.